Dos empresas marplatenses presentaron propuestas para realizar Mantenimiento Preventivo y a demanda del Emisario Submarino

 

Confirmó Obras Sanitarias que son dos las empresas locales que presentaron sus propuestas para llevar a cabo los trabajos de mantenimiento preventivo del Emisario Submarino, una actividad que requerirá  la intervención de buzos profesionales capacitados para monitorear la infraestructura bajo el mar, al tiempo de cumplir con tareas propias de conservación y mantenimiento.

 

A través de la gestión que lleva adelante el intendente municipal, Dr Carlos Arroyo, Obras Sanitarias continúa brindando un fuerte impulso al tratamiento y disposición integral de todo el efluente cloacal de la ciudad bajo las premisas de eficiencia y sustentabilidad. Vale destacar que el funcionamiento del Emisario Submarino se complementará con la Estación Depuradora Cloacal que actualmente se encuentra en pujante ejecución.

Así se desprende del acto de apertura de sobres conteniendo las ofertas económicas del proceso licitatorio público 8/16 “Programa Mantenimiento Preventivo y a Demanda del Emisario Submarino” que sabe de un presupuesto oficial de $36.003.510,36. Dicho encuentro se desarrollo en la sede central que OSSE posee en French 6737 con la participación del presidente de la empresa municipal, ingeniero Mario Dell Olio, el director Oscar Goñi, la síndico Mabel Segura, la titular de la Jefatura de Compras, Silvia Soliverez y referentes de las dos firmas marplatenses que pujan por llevar a cabo los trabajos: Canal y Canal e Hydroservice.

 

“Es destacable que las dos empresas que presentaron ofertas sean de la ciudad –reconoció Dell Olio-. Esto habla a las claras del potencial local, de la mano de obra calificada que también tenemos en Mar del Plata. El  Emisario Submarino demanda un seguimiento especial debido a que es una obra de gran envergadura e innovación  y este es un eslabón más en pos optimizar el tratamiento cloacal”.

 

Ciertamente el programa de mantenimiento del emisario submarino, que se tramita bajo expediente 1343-C-16, consiste en diferentes etapas. La primera de ellas guarda vínculo a la revisión integral de la totalidad de la traza de la cañería a los fines de confeccionar un pormenorizado informe y garantizar las condiciones de seguridad y funcionamiento durante la ejecución de los trabajos previstos. También, durante un período efectivo de 60 días, se elaborarán las estrategias a desarrollar en la fase inmediatamente posterior.

 

Siempre en este sentido y ya en lo que será el plan de mantenimiento propiamente dicho, respetando tramos y frecuencias, se intervendrá en forma rutinaria y periódica – aunque en función de las condiciones meteorológicas y marítimas – desde el pilote ubicado en la decimosexta fila del muelle metálico y el extremo del emisario, ubicado a 4 kilómetros de la costa.

 

Vale destacar que la secuencia de las tareas podrá ser modificada en caso de existir un requerimiento específico que amerite la aplicación de otro tipo de procedimiento. De idéntica forma, en caso de imprevistos, Obras Sanitarias podrá convocar a la contratista a atender la problemática en modo de “emergencia”.

 

Los trabajos –como bien se indica precedentemente-  deberán ser realizados por buzos profesionales provistos de equipamiento especial. Previamente serán capacitados para detectar y evaluar desperfectos, redactar informes, dibujar croquis y realizar el mantenimiento de tuberías y otros elementos que hacen a la infraestructura en cuestión. En este marco se realizará una verificación del interior del emisario y se continuará con el monitoreo ambiental en la zona de descarga.

 

Por último cabe indicar que toda la documentación presentada por las oferentes en este proceso licitatorio está siendo evaluada ahora por la Comisión de Estudio y Adjudicación para su análisis. Este será el organismo que dictaminará sobre la opción más conveniente en los próximos días.